Lun. 24 Junio 2024 Actualizado Sábado, 22. Junio 2024 - 14:48

YpzOjp4gVorv9FdU2MC5rQ1-yMcZmxAn32pN7bUrZic.jpeg

Una grave sequía obliga a los buques de carga a esperar días y semanas para cruzar el Canal de Panamá (Foto: Reuters)

Canal de Panamá: en peligro el comercio mundial por sequía y conflictos

El tráfico de mercancías a escala global podría estar gravemente comprometido si las autoridades del Canal de Panamá deciden reducir el cruce de barcos 36% debido a la fuerte sequía que azota Centroámerica, circunstancias que se suman al conflicto en el mar Rojo, tramo marítimo por donde circula entre 12% y 15% del tráfico del comercio mundial.

La sequía, que empezó el año pasado, obligó a los administradores del canal a filtrar el tráfico por esta ruta, considerada como una de las más importante del mundo ya que es la fuente principal de comercio al conectar el océano Pacífico con el océano Atlántico.

Por este tramo de 80 kilómetros circula petróleo, alimentos, elementos industriales y materias primas necesarias para la economía. Sin esta vía los barcos tendrían que transitar por pasos naturales entre el Atlántico y el Pacífico, como el estrecho de Magallanes y el cabo de Hornos, ubicados en el extremo austral de Chile.

Los nuevos recortes anunciados la semana pasada suponen un golpe económico tanto para el país como para la economía global. El administrador del Canal de Panamá, Ricaurte Vásquez, prevé que el descenso de los niveles de agua podría costarles entre 500 y 700 millones de dólares en 2024, monto que triplica las anteriores pérdidas registradas.

Actualmente el canal conecta casi 2 mil puertos de 170 países, y los principales países de origen y destino son Estados Unidos, China y Japón.

Aun es muy pronto para estimar el alcance del daño, pero reducir el tráfico diario de barcos de 38 a 24 ya está generando atascos de embarcaciones en el canal, que se traducen en retrasos que interfieren en el comercio mundial, así como en la pérdida de confianza para el uso de esa ruta.

La sequía se atribuye al fenómeno El Niño y al cambio climático. En ese sentido, exhortan a Panamá para que busque nuevas fuentes de agua tanto para las operaciones del canal como para el consumo humano. Los mismos lagos que llenan el canal también suministran agua a más de 50% del país de más de 4 millones de habitantes.

— Somos un grupo de investigadores independientes dedicados a analizar el proceso de guerra contra Venezuela y sus implicaciones globales. Desde el principio nuestro contenido ha sido de libre uso. Dependemos de donaciones y colaboraciones para sostener este proyecto, si deseas contribuir con Misión Verdad puedes hacerlo aquí<