La ruta “venezolana” hacia el suicidio

Según la Sociedad Española de Psiquiatría Biológica, el suicidio en ese país constituye la primera causa de muerte en jóvenes, por encima de los accidentes de tránsito.

Recordemos: España es el destino preferido de los profesionales venezolanos autoexiliados ansiosos de una vida tranquila en un país “estable”.

La juventud española, carente de carros y motos debido a la crisis económica en su parapeto de país, decide cotidianamente utilizar su cuerpo como vehículo de Fórmula 1 directo al pavimento en dirección vertical.

Sumergidos en la terrible angustia que les genera vivir en un país más deprimido que ellos y sin oportunidad alguna de desenredar la maraña de frustraciones que eso produce, la alternativa es una: morir.

En la terrible angustia que les genera vivir en un país más deprimido que ellos y sin oportunidad alguna de desenredar la maraña de frustraciones que eso produce, la alternativa es una: morir

Aunque usted no lo crea, de este lado del charco, los recién aspirantes “profesionales” (con título en mano) demandan cantidades nucleares de timbres fiscales para agilizar los trámites que los empuje violentamente hacia Europa y los aleje de este infierno castro-chavista-madurista-comunista que regala miles de casas y apartamentos semanalmente a las familias jóvenes de limitados recursos.

Según cifras oficiales de la Sociedad Psiquiátrica Española, de 20 intentos sólo uno se consuma. Lo cual muestra la gran oportunidad de diagnosticar y tratar a los que siguen vivos para vivir así cómodamente de ellos y de las costosas consultas “necesarias” que los haga superar algún día su depresión. El tratamiento no contempla darles trabajos, becas, subsidios ni lujos cosmopolitas para que se sientan mejor.

Cuando uno de estos “jóvenes promesa” de Venezuela se encuentre lavando platos deprimido, triste, con ganas de repetir la obra de su compañero de trabajo Manolo Cazorla, verá en su remesa la salvación que le concede el rrrrrégimen de Maduro a dólar subsidiado. 

El rentismo-benéfico salvando vidas en la ruta “venezolana” hacia el suicidio.

Notas relacionadas