Crisis Rohingya, George Soros, petróleo y lecciones para India

Cuando George Soros va a algún país del mundo, busca contradicciones religiosas, étnicas y sociales, escoge el plan de acción para cada una de estas opciones o para su combinación e intenta "calentarlas".

La permanente crisis en Myanmar, en la que se engloba la tensión entre comunidades budistas y musulmanas y la represión por parte del ejército y la policía de Myanmar, dan la apariencia de ser una crisis multidimensional con actores geopolíticos de peso, según un reporte de Sputnik Internacional.

Según el informe, Dmitry Mosyakov, director del Centro para el Sudeste de Asia, Australia y Oceanía en el Instituto de Estudios Orientales de la Academia Rusa de Ciencias, le dijo a RT que el conflicto "al parecer se había avivado por actores externos" y que "tiene al menos tres dimensiones".

"Primero, este es un juego contra China, ya que China tiene inversiones grandes en Arakán (Rakáin)", dijo Mosyakov a RT. "Segundo, está destinado a alimentar el extremismo en el Sudeste de Asia… Tercero, es el intento por sembrar discordia dentro de Asean (entre Myanmar, Indonesia y Malasia dominada por musulmanes)".

El conflicto está concentrado principalmente en la región noroeste del país en el estado de Rakáin, que consta de extensas reservas de hidrocarburos ubicadas frente a las costas. Esta gran reserva de hidrocarburos es la razón principal por la que actores externos están usando el conflicto para socavar la estabilidad del Sudeste asiático, según Mosyakov.

"Hay un campo gigante de gas que fue llamado Than Shwe por el general que gobernó Birmania por mucho tiempo", dijo Mosyakov.

En 2004 se descubrieron estas reservas enormes de energía en Rakáin y ya en el 2013 China había conectado el puerto de Kyaukphyu en Myanmar con la ciudad china de Kumming en la provincia de Yunnan con oleoductos y gasoductos.

A través de este oleoducto, China puede evitar los puntos de tranca marítima más congestionados del mundo, como lo es el Estrecho de Malaca. Mientras que a través del gasoducto los hidrocarburos de los campos costa afuera de Myanmar son transportados a China.

El desarrollo del proyecto de energía de Sino-Myanmar coincidió con la intensificación del conflicto de Rohingya en 2011-2012 cuando 120 mil solicitantes de asilo salieron del país escapando del derramamiento de sangre.

Dmitry Egorchenkov, subdirector del Instituto de Estudios Estratégicos y Pronóstico de la Universidad de la Amistad de los Pueblos de Rusia, no cree que esto sea una coincidencia. Aunque hay ciertas causas internas detrás de la crisis de Rohingya, Dmitry cree que la crisis podría ser alimentada por actores externos, en particular por George Soros.

Desestabilizando Myanmar podía atacar directamente los proyectos energéticos de China. La Fuerza Operativa de Birmania (Burma Task Force) financiada por George Soros ha estado operando activamente en Myanmar desde 2013, sin embargo, la interferencia de Soros en los asuntos internos de Myanmar es más profunda que eso.

En 2003, George Soros se unió a un grupo de Fuerza Operativa de Estados Unidos con el objetivo de incrementar "la cooperación de Estados Unidos con otros países para lograr una transformación política, económica y social en Birmania (Myanmar)".

"Compra cuando haya sangre en las calles, incluso si la sangre es tuya"

Un documento publicado por el tanque de pensamiento Consejo de Relaciones Exteriores en 2003 titulado "Birmania: Momento para el Cambio", establece que "la democracia (...) no puede sobrevivir en Birmania sin la ayuda de Estados Unidos y la comunidad internacional" y pide un establecimiento de un grupo para implementar el proyecto.

De acuerdo con Moyakov, es una política de gestión globalista la de sembrar discordia en las naciones fomentando conflictos regionales que les permiten ejercer presión sobre dichas naciones y, finalmente, obtener el control sobre su soberanía. Un ejemplo reciente es la crisis de Ucrania, así como la crisis griega. Cuando arden las llamas y el país está devastado por la crisis, descienden los zamuros.

Se le atribuye a Nathan Mayer Rothschild de la Casa Rothschild, una de las familias que controlaban las compañías de la India Oriental, la siguiente frase: "Compra cuando haya sangre en las calles, incluso si la sangre es tuya".

Lo que uno debe comprender es que una crisis no solo afecta la infraestructura y cobra víctimas sino que también causa rupturas en la economía y coloca al país en una enorme deuda. Es a través de esta deuda que los jugadores globales dictan sus términos a las naciones soberanas durante décadas o incluso siglos, si no hay corrección de rumbo. Esa es la razón por la cual tanto Ucrania como Grecia designaron a Rothschild como su asesor de deuda para ayudar con su creciente crisis de deuda pública.

Una lección para India

Hasta India está buscando una solución a su crisis de la deuda (lea los préstamos corporativos que los bancos estatales cancelaron, que despertaron sensaciones nacionalistas en los medios) que es un Rs 1.14 lakh crore (esto es una figura conservadora) estafa como lo explicamos en nuestra edición especial sobre la desmonetización, la Guerra contra el Dinero. Sin embargo, una solución ya ha sido prescrita por el vicegobernador del Banco de la Reserva de la India, Viral Acharya. Su solución es simplemente vender unidades de propiedad estatal a actores extranjeros en bancarrota en la crisis de 2008. Puede leer sobre todo esto aquí.

Estos "maestros del dinero" no pierden nada en caso de que la situación se agrave y la guerra estalle entre China y Myanmar, de hecho tienen mucho que ganar de ella; al igual que tenían todas las de ganar con el conflicto ruso-ucraniano. La gente educada lo llama "equilibrio de poder". Es a través de esta misma estrategia de "equilibrio de poder" que incluso el conflicto India-China está siendo orquestado. Pero no necesitamos una guerra para estar en deuda, los encargados de formular políticas públicas ya están haciendo un buen trabajo. Ya estamos en medio de una gran crisis, ya sea en agricultura, economía, en la sociedad civil y la prensa o la defensa y la seguridad. Hacia esta dirección nos han fijado nuestros políticos, y conduce directamente a la destrucción, a menos que demos un giro grande.

¿Puede una crisis así ser orquestada en India?

Esta es la pregunta hipotética que planteamos después de que el "barón del licor" Vijay Mallya se le permitió huir de India para refugiarse en Londres. Esta no era la primera vez que una persona que huía de la ley local en países extranjeros se había refugiado en Londres. Desde hace décadas, los delincuentes extranjeros de alto perfil con una riqueza considerable han encontrado refugio y un lugar seguro para aparcar sus activos y disfrutar de una vida pacífica en Gran Bretaña.

Similar es el caso de Rusia. Inmediatamente después del colapso de la Unión Soviética se llevó a cabo la privatización a gran escala de los bienes estatales. De Glasnost y Perestroika (liberalización y privatización o globalización), las herramientas creadas por la Compañía de la India Oriental para la esclavización de sus colonias (conocidas entonces como Free Trade) surgieron los oligarcas, que amasaron vastas riquezas (mediante la adquisición de bienes estatales a muy bajo costo de forma gratuita) durante el proceso de privatización.

Los oligarcas rusos expulsados por Putin montaron su tienda en India

Después de llegar al poder Vladimir Putin puso en marcha una purga masiva de estos oligarcas de Rusia, una lucha de poder que continúa hasta nuestros días. El caso más famoso es el de Mikhail Khodorkovsky. En 2003, se creía que Khodorkovsky era el hombre más rico de Rusia (con una fortuna estimada en 15 mil millones de dólares) que acumuló considerables riquezas al obtener el control de una serie de campos de petróleo unificados bajo el nombre de Yukos, una de las principales empresas que surgieron de la privatización de bienes estatales durante los años noventa. Khodorkovsky fue respaldado más tarde por Henry Kissinger, George Soros y Rothschild como un candidato para postularse para una elección presidencial contra Putin, así como para un intento de revolución.

Reino Unido ha sido tradicionalmente el santuario más grande no sólo para los que lavan dinero y los estafadores, sino también para los terroristas y extremistas extranjeros. Toda persona que es alguien en el mundo del terrorismo ha encontrado una base de retaguardia en el Reino Unido.

Hay hasta 131 demandas pendientes de extradición de criminales buscados de Gran Bretaña por India solamente.

A continuación se presentan algunos de los casos de individuos que son solicitados en la India y que viven en Gran Bretaña:

  • Vijay Mallya (delitos financieros)
  • Lalit Modi (delitos financieras)
  • Ravi Shankaran (acusado en el caso de la fuga de la sala de guerra marítima india)
  • Tiger Hanif (acusado en relación con dos ataques de bombas en Gujarat en 1993)
  • Nadeem Saifi (director musical acusado y absuelto en el asesinato de Gulshan Kumar)
  • Raymond Varley (acusado en casos de abuso infantil en Goa)
  • Lord Sudhir Choudhrie (uno de los traficantes de armas más famosos de la India y el intermediario del consorcio italiano en el escándalo del helicóptero Finmeccanica)
  • Varios individuos relacionados con el movimiento de Khalistán
  • Varios individuos relacionados con Tigres de Liberación del Eelam Tamil
  • Varias personas relacionadas con ISIS

Incluso el líder del MQM Altaf Hussein reside en Londres, bajo la protección del gobierno británico, que ha rechazado las solicitudes del gobierno paquistaní para su extradición para ser juzgado por asesinato.

El año pasado, Khodorkovsky dijo que Open Russia (una organización financiada por George Soros) proporcionaría apoyo logístico a 230 candidatos de varios partidos de oposición o en boletos independientes en septiembre desde la sede de su fundación Open Russia en Londres. Con el aumento de los oligarcas indios que encuentran cada vez con mayor frecuencia asilo en Gran Bretaña, ¿es un escenario inverosímil para la India también cuando estos oligarcas indios sean utilizados para incitar una revolución en la India o incluso orquestar las elecciones? Esto es en el caso de que India haga una "corrección de rumbo".

Aun así, hay una manera de evitar tal escenario, así como la crisis inminente. Después de que Putin los expulsara de Rusia los mismos oligarcas montaron su tienda en India, bajo la ya usada y gastada ideología de la esclavitud: Glasnost y Perestroika (llamadas en la India como Liberalización y Privatización), durante los 90. Es este grupo de oligarcas o barones del robo (como se conocen en Estados Unidos) que todavía está en funcionamiento en la India. Lo que deben hacer nuestras agencias de inteligencia en lugar de espiar a los partidos políticos de oposición, dependiendo de las agencias extranjeras para información y dirección, es rastrear esta red de sombra y desmantelar su control sobre la India como se hizo en Estados Unidos (el proceso que aún continúa hasta nuestros días).


Tomado del portal en inglés Covert Geopilitics. La traducción para Misión Verdad fue realizada por María Luisa Salazar.

Notas relacionadas