BOD despide a un vicepresidente por alentar asesinatos políticos

Bautizado por el portal La Tabla como el "sociólogo del matero", Tulio Hernández es columnista y miembro ejecutivo de El Nacional, y está ligado a la Fundación para la Cultura Urbana, entidad financiada por Econoinvest, cuya dirección fue procesada por fraude financiero en 2010.

Hernández es reconocido recientemente por haber exhortado a simpatizantes de opositores a arrojar objetos contundentes desde edificios a ciudadanos chavistas, a través de su cuenta en Twitter. Luego de que Almelina Carrillo quedó herida de muerte por impacto de una botella de agua congelada lanzada desde un edificio en una concentración chavista -en la que no participaba-, el "sociólogo del matero" borró los tuits, pero las capturas quedan.

Por medio de La Tabla se supo que Tulio Hernández fungía de vicepresidente de Asuntos Públicos en el Banco Occidental de Descuento (BOD), hasta que explotó el escándalo con respecto a los tuits de este sociólogo.

Mediante un comunicado, el BOD no sólo rechazó y se desligó de los comentarios de Tulio Hernández que llamaba a "neutralizar" chavistas, sino que además fue despedido del cargo que ostentaba.

En el texto publicado en la página web del BOD se indica que tanto dichos mensajes como todos los "subsiguientes relacionados con esa declaración y cualquier otra opinión que haya emitido sobre asuntos de naturaleza política, lo comprometen exclusivamente a él y no reflejan ni directa ni indirectamente alguna posición del BOD, sus empresas filiales o relacionadas, sus accionistas, sus directivos, su personal ejecutivo o sus trabajadores".

"BOD deplora y rechaza de manera categórica y enérgica cualquier incitación, estímulo o llamado a la violencia o al uso de medios no pacíficos para la solución de diferencias políticas y como siempre hace votos por el diálogo pacífico y constructivo en beneficio de todo el pueblo venezolano, de las instituciones democráticas y del Estado de Derecho". A continuación el comunicado completo:

Una vez más, el blog La Tabla llama la atención en que "el último párrafo del documento anuncia, en forma escueta, que Hernández ha sido despedido con el eufemismo de que 'ya no presta servicios en' el BOD". Así uno de los bancos privados más importantes del país se deslinda de uno de sus gerentes, antes de que sus opiniones pudieran seguir afectaando la credibilidad y prestigio de la institución bancaria. El dinero está primero. 

Notas relacionadas