Hugo Chávez

Hugo Chávez: la clave de la participación

No fue que Chávez se salió del molde de la política tradicional. Fue que la demolió por completo, de cabo a rabo.

Los modelos estéticos y Hugo Chávez

El hombre y la mujer de la clase media se comportan cual queso rancio del hijo o hija del emparedado, por cumplir con la tendencia estética convertida en una pseudonecesidad: la de parecer potable y ser aceptada.

El chavista del futuro

El título de este montón de anotaciones que viene consta de dos elementos. El primero es el ser chavista y eso lo vamos a desarrollar más abajo. El segundo elemento hay que abordarlo con más cuidado pero hay también que entromparlo rápido, definirlo lo más precisa y brevemente posible.

"4F: Un puñado de pájaros contra la gran costumbre" o el chavismo está ojo de garzo

Desde aquella madrugada de 1992 en que irrumpió en el país la esperanza macerada en un ideario fundacional (Bolívar, Simón Rodríguez y Zamora) y en la decisión, práctica y valiente, audaz y temeraria, de alzarse o de volar para recomponer el juego de ajedrez político y económico en el q

La cultura llanera como arsenal cultural en el pensamiento de Chávez

“Yo nací en la casa de mi abuela Rosa Inés Chávez, era una casa de palma, piso de tierra, pared de tierra, de alerones, de muchos pájaros que andaban volando por todas partes, unas palomas blancas. Era un patio de muchos árboles; de ciruelos, mandarina, mangos, naranjos, aguacates, toronjas, semerucos, de rosales, maizales. De ahí salía con mi carretilla llena de lechozas y de naranjas a venderlas en la barquillería… Bueno, de ahí vengo”.

El amor a Chávez versus lo más enfermo del fascismo

Desde hoy, lo más enfermo del fascismo venezolano nos insultará como sociedad, como pueblo y como corriente histórica. En realidad esa pretendida vejación no ha parado desde que el comandante Hugo Chávez anunció que estaba afectado por una enfermedad mortal.

La mirada de Chávez: entre la política y el arte

Parafraseando a mi maestro Briceño Guerrero, Latinoamérica marca el camino de la gran obra de arte colectiva en la política, la economía, la educación, la industria y nuestra integración, además, con la naturaleza.

Perdón por esta tristeza

En una oportunidad posterior pero casi inmediata al Referéndum Revocatorio de 2004, en un acto realizado en el Poliedro de Caracas, Hugo me preguntó, en presencia de Aristóbulo, Alí Rodríguez y unos dirigentes del PPT que recordar no quiero, sobre ciertos detalles de la primera vez que hablamos c