Intelectales

Sobre situaciones y personajes peligrosos en el chavismo

Hacer política, interactuar en ella, compenetrarse en ella, ser ella, forma parte de un serio acto de responsabilidad social aunque muchas veces la asumamos como actos meramente personales. Lo que hacemos en política resuena en la gente, sea en las dos o tres personas que tengamos al lado o en cientos o en miles. De ahí que debemos asumirla como un acto de gran responsabilidad.